Como no podía ser menos con unas empresas de la calaña de las compañías eléctricas que padecemos, algunas de ellas han aprovechado el cambio de contratos a los consumidores adecuándolos a las nuevas tarifas para aplicar su particular «tarifazo». La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ya denunció a finales del mes de mayo de que, con motivo del cambio de tarifa eléctrica por la aplicación de los nuevos peajes, una buena parte de las compañías de electricidad había aumentado sus tarifas hasta un 27%.

Ahora la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha hecho públicos los resultados de un informe de supervisión sobre la adaptación de los contratos de los consumidores tras la aplicación de los nuevos peajes y cargos eléctricos, en los que se acredita que una serie de compañías comercializadoras han aprovechado el cambio de tarifa para de forma irregular incrementar el precio de la electricidad a sus clientes.

Para OCU se trata de un hecho grave, y por desgracia habitual en algunas compañías comercializadoras de electricidad que no informan de forma adecuada a sus clientes sobre los cambios de tarifa y las subidas de precios.

Al hilo de las subidas de precio del mercado regulado, que continúan marcando récords, las compañías están subiendo de forma notable sus tarifas. Un estudio de OCU señala que las principales comercializadoras del país, ha protagonizado fuertes subidas en gran parte de sus tarifas, con incrementos que han rozado el 30%. Estos incrementos deberían afectar a los nuevos clientes que contraten estas tarifas, pero muy probablemente también a todos aquellos que estén renovando sus contratos en los últimos meses, y para los cuales las compañías no publicitan esos precios más allá de las comunicaciones que individualmente hagan a sus clientes. En esas comunicaciones individuales, con motivo de la aplicación de los nuevos peajes y cargos, es donde la CNMC ha encontrado irregularidades.

Por esta razón OCU recuerda que es más necesario que nunca que los hogares que tengan tarifas en el mercado libre comprueben si su comercializadora le ha comunicado de forma adecuada la aplicación de los nuevos peajes y cargos si han sufrido un incremento de tarifas. En caso de que no le hayan comunicado esta subida OCU aconseja reclamar la aplicación de la tarifa correcta y la devolución de las cantidades cobradas de más.

Por otra parte, OCU advierte a los consumidores que se encuentran en el mercado libre que estén muy atentos a las comunicaciones que su compañía le haga ya que vistas las actualizaciones de tarifas que algunas comercializadoras han hecho para los nuevos contratos,  es probable que esas subidas se trasladen en las revisiones de tarifa. El mercado está marcando precios máximos y por ello es más importante que nunca asegurarse que se dispone de una buena tarifa.

OCU ya se ha dirigido a la CNMC para pedir por una parte que haga pública la lista de empresas que han cometido irregularidades en la comunicación de sus tarifas a los clientes del mercado libre y por otra que sancione con la máxima dureza de acuerdo con la normativa este tipo de actuaciones por parte de las empresas comercializadoras de electricidad en el mercado libre.

A la vista de todas estas irregularidades es necesario aumentar la transparencia en el mercado de la electricidad, y modificar la legislación si hace falta, incorporando más transparencia.  OCU pide que se obligue a las compañías a publicar con nombres todas sus tarifas activas, lo que facilitaría la supervisión y evitaría los abusos, solicitando, además, un endurecimiento de las sanciones a unas empresas a las que desgraciadamente les resulta barato incumplir las normas de protección de los consumidores.