Nuestro país sigue atrayendo inversores hacia el sector inmobiliario y la compra de pisos y chalets por parte de ciudadanos extranjeros ha marcado un nuevo máximo. Según los datos que maneja el Colegio de Registradores, la compra de vivienda por extranjeros alcanza ya la cifra anual de 55.000 pisos y chalets. La Estadística Inmobiliaria del Colegio de Registradores correspondiente al primer trimestre asegura que los ciudadanos británicos continúan siendo aún los que más casas compran en nuestro país, pero su cuota baja de mes a mes por efectos del Brexit.

De acuerdo a los datos de los Registradores el peso de compra de vivienda por parte de extranjeros se ha mantenido bastante estable durante el primer trimestre en términos relativos, al presentar una tasa del 13,1% sobre el total de compraventas inscritas. Este 13, 1% se traduce en cifras en torno a 15.000 compraventas trimestrales. Si nos fijamos en los datos interanuales acumulados, encontramos que se alcanza un 13,3% de compra por extranjeros, en máximos históricos, dando lugar a unas cifras de más de 55.000 compras de vivienda anuales realizadas por extranjeros.

Por nacionalidades, las compras por parte de ciudadanos extranjeros continúan encabezadas por los británicos  con un 14,5% de las compras de vivienda realizadas,  pero experimentan una caída de forma continua desde el inicio del Brexit. Para ver un dato observamos que en el trimestre anterior representaron un 16,4% de las operaciones de ciudadanos extranjeros, lo que indica que en este último trimestre han bajado casi dos puntos porcentuales. Según los registradores, los franceses ascienden a la segunda posición con un 9,6%, seguidos de alemanes con un 7,7%, belgas con un 6,9%, suecos con un 6,3%, e italianos con un 6,1%. De esta forma, con estas seis nacionalidades tenemos más del 50% de las compras por parte de extranjeros. La ciudadanía china continúa creciendo y se acerca al 5%.

También se observan cambios en cuanto a los precios de la vivienda en éste primer trimestre, así, la Estadística Inmobiliaria del Colegio de Registradores indica que el precio de la vivienda confirma la tendencia de los últimos trimestres mostrando un incremento anual del 7,7% y del 4,1% sobre el trimestre anterior. El ritmo de crecimiento de los últimos trimestres acumula un descenso del índice del 22,8% desde los niveles máximos en 2007.

En este primer trimestre del año  se inscribieron en los registros de la propiedad 113.738 compraventas de vivienda, lo que supone el resultado trimestral más elevado desde el primer trimestre de 2011. Comparando con los datos del trimestre anterior , el aumento ha sido del 21,8%. En datos interanuales la tendencia positiva se mantiene: con relación al mismo trimestre de 2016 se ha producido un incremento del 14,4%.

Los datos interanuales acumulados al primer trimestre confirman la tendencia creciente, mostrando que en los últimos doce meses se han inscrito 418.054 operaciones, incrementándose las compraventas en 14.311 operaciones, con respecto a los resultados interanuales acumulados del trimestre anterior. Y hay buenas noticias para la vivienda nueva, que cambia la tendencia deprimente de los últimos años y con un 18% inscrito incrementa su crecimiento intertrimestral en un 27,5%, al inscribirse 20.490 compraventas. Por su parte la vivienda de segunda mano se incrementó el 20,6% sobre el trimestre anterior, alcanzando las 93.248 operaciones.